PLATAFORMA PARA EL BIEN SOCIAL POR MEDIO DE POESÍA URBANA

Poesía para el bien común es un proyecto que incorpora arte, activismo y tecnología con el fin de visibilizar preocupaciones y anhelos de la ciudad de Monterrey. Desde medioambiente, violencia de género, movilidad, acceso al agua, urbanismo, o cualquier tema de valor social, se abre un canal de participación ciudadana por medio de una página web que se comunica con dispositivos de proyección en gran formato.

A partir del 1ero de abril de 2023 se puede acceder a la página web para subir textos de manera anónima. Eventualmente, del 20 al 30 de abril del mismo año se estará proyectado la información capturada en sitios clave de la ciudad, permitiendo que transeúntes lean la poesía urbana y colectiva generada, reflexionando sobre aquello que sus cohabitantes consideran de mayor relevancia para nuestro bienestar social.

Misión

Ofrecer a las personas que habitan el área metropolitana de Monterrey, N.L. una alternativa para externalizar sus preocupaciones y anhelos de forma anónima y gratuita. La plataforma digital permite a cualquiera con acceso a Internet compartir aquello que considera de relevancia social, fomentando cerrar la brecha geográfica, política y social entre ciudadanos y visitantes, estableciendo un paisaje visual poético y contundente. Entre más personas sepan y se acerquen al proyecto, lo más precisa y efectiva será la plataforma.

Estrategia

Para lograr que Poesía para el bien común sea una plataforma de impacto y beneficio para la ciudad de Monterrey, es necesario aprovechar todas las vías de difusión, incluyendo RADIO, TELEVISIÓN, PERIÓDICO y REDES SOCIALES.

Este proyecto es inclusivo y busca llegar a personas de:

Todas las edades
Todos los estratos socioeconómicos
Todos los perfiles profesionales

Personas habitando la ciudad de Monterrey
Personas de paso
Personas con capacidades diferentes
Cualquier orientación sexual

Equipo creativo

Laura Curry

El trabajo de Laura Curry inicia con la danza, la coreografía y el performance, gradualmente trasladándose al arte participativo con enfoque en desarrollo urbano, situando comunidades locales en el centro de la planificación de la ciudad. La práctica de Curry asemeja la de servidora pública, aplicando estrategias radicales que la sitúan simultáneamente dentro y fuera de los asuntos oficiales. Para afinar su práctica artística, Curry coloca la justicia social como eje central de su obra, evidenciando la fortaleza y las posibilidades del trabajo comunitario. Su trabajo de se ha presentado en DOCUMENTA 13, Kassel, Alemania; Queens Museum, Queens, Nueva York; Time Mutations Bauhaus- Universität, Weimar, Alemania; On the Boards, Seattle, WA; International Society of Electronic Arts; Portland Institute on Contemporary Art, Portland, OR; y en Monterrey, Mexico: No Automatico y LAB NL. Además, ha recibido el apoyo del Paul G Allen Foundation; Seattle Arts Commission, Artist Trust Fellowships; Meet the Composer; y Technē Institute for Arts and Emerging Technologies.

Ana Cadena Payton

Licenciada en Arte por la Universidad de Monterrey. En 2013 completó su Máster en Teoría Crítica por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y el Museu d’Arte Contemporani de Barcelona (MACBA). El mismo año formó parte del archivo performático Museo Oral de la Revolución bajo la dirección de Paul B. Preciado. A continuación desarrolló Museo Invisible Fundidora, proyecto de investigación artística y memoria industrial con el artista Federico Martínez y la comunidad de ex obreros de la Fundidora de Fierro y Acero de Monterrey. Dentro de sus proyectos curatoriales cabe mencionar No retén: Migración y visibilidad en la Casa de la Cultura de Nuevo León (2016), Memorias colectivas, historicismos y otros déjà vu en Espacio en Blanco (2018), Doméstico, Urbano y Político: Disonancias colombianas del pop en la colección FEMSA en el Centro Roberto Garza Sada (2018), Salón Indisciplinario en Espacio en Blanco (2019), y A medida incierta, en la Nave Generadores del Parque Fundidora (2020). Paralelamente ha desarrollado

programas pedagógicos como Paisaje Ciudad y Delito (2018), Laboratorio Indisciplinario (2019-2020), el seminario De la punta de la lengua a la planta de los pies al lado de Abril Zales (La Cresta), programa apoyado por el Centro de Investigación, Innovación y Desarrollo de las Artes (CEIIDA) de la Universidad Autónoma de Nuevo León y el seminario La resolución de la mística: Apuntes sobre video arte realizado de la mano de Angélica Piedrahita en el Museo MARCO (2023).

Daniel Pérez Ríos

Artista cuyo interés recae en cuestionar cómo la tecnología transforma el entorno del ser humano. Es egresado del CEDIM en la carrera de Artes Visuales y Nuevos Medios, enfocando sus estudios en el arte digital. Su obra se caracteriza por su enfoque existencialista dentro de la era de la información, trabajando la imagen como medio para hablar de las crisis económicas, la melancolía, la transformación del ser humano y su entorno natural. Además, explora la escultura, la pintura y el arte sonoro utilizando herramientas robóticas, electrónicas y digitales.  Daniel ha participado en eventos como Zona Maco (Mx), Lugar Común (Mty) y Material Art Fair (Mx), Bonus Creative Week; su investigación se ha mostrado en países como Canadá, E.U.A, Colombia, Italia, Alemania, entre otros. Cuenta con más de 12 exposiciones individuales y ha sido acreedor de la beca Jóvenes Creadores del Fonca, Pecda. Ha participado en programas de Bellas Artes y CONARTE. Actualmente Daniel vive y trabaja en Monterrey, Nuevo León.